Especial lámparas: La importancia de un toque de luz

La iluminación es un elemento básico que valorar cuando queremos definir un espacio. Mediante la luz podemos crear atmósferas y acentuar áreas e incluso dar protagonismo a elementos  concretos de decoración que nos gusten o que queramos destacar.

La intensidad de la luz también es un detalle importante a tener en cuenta a la hora de decorar un determinado lugar, ya que el efecto será muy diferente dependiendo de dónde se refleje. Por ejemplo, con una misma intensidad de luz podemos obtener un efecto cálido sobre una superficie de madera que, sin embargo, se percibirá mucho más potente si la superficie a la que está dirigida es blanca o lisa y de un tono claro.

Kare no sólo juega con la potencia de la iluminación sino que también busca en sus diseños de lámpara un objeto decorativo en sí mismo apostando por la diversidad geométrica y combinando una amplia selección de estilos.

Gracias a este gran abanico de posibilidades lumínicas podemos innovar y experimentar con los diferentes tipos de lámpara, que puede ir de la homogeneidad que logra la iluminación de techo y que resulta un recurso útil para enmarcar una mesa de comedor,  a la calidez y la capacidad acogedora de las lámparas de pie siempre bien recibidas en el salón junto a un sofá o una butaca.

No Comments

Post A Comment